Antonio Guzmán Blanco

De Metapedia

Antonio Guzmán-Blanco (Caracas, 28 de febrero de 1829 - París, 28 de julio de 1899) fue un militar y político venezolano, presidente en tres ocasiones (1870-1877, 1879-1884, y 1886-1887).

Hijo de Antonio Leocadio Guzmán, fundador del Partido Liberal y de Carlota Blanco Jerez de Aristiguieta. Sus padres eran de origen andaluz y canario. Estudiaba Derecho en la Universidad Central de Venezuela. A los pocos años de graduado, ejerce cargos diplomáticos ante los Estados Unidos de Norteamérica, lucha con el bando liberal en la Guerra Federal y luego de su victoria, en 1863, forma parte del gobierno de Juan Crisóstomo Falcón. Es testigo de la Revolución Azul, contra el presidente Falcón, y líder de la Revolución de Abril, para reponer en el poder a los liberales.

Guzmán-Blanco vivió muchos años en París y otras ciudades europeas y percibió muchos de los cambios que se produjeron durante el siglo XIX. Por eso, cuando finalmente llega al poder implementa una serie de medidas tendientes a modernizar el país, y especialmente Caracas, que según los historiadores se empeñó en darle cualidades parisinas. De su gobierno resaltan la creación de la moneda moderna (el Bolívar), la instauración del himno nacional, el segundo censo nacional, la creación de la Gaceta Oficial, el Antiguo ferrocarril entre Caracas y La Guaira, la fundación de la Academia Venezolana de la Lengua, el servicio telefónico entre Caracas y La Guaira, fomento a la agricultura y a la educación (Decreto de Instrucción Pública y Obligatoria de 1870), estímulo al comercio, e importantes obras públicas entre ellos el Panteón Nacional, el Palacio Federal Legislativo, Teatro Municipal, el Parque El Calvario, el Templo Masónico de Caracas, la Basílica de Santa Teresa, la Santa Capilla, la estatua ecuestre del Libertador en la Plaza Bolívar, la Plaza El Venezolano así como las fachadas del Palacio de las Academias y el Palacio de la Exhibición, Palacio Arzobispal de Caracas y la Iglesia de San Francisco entre otras edificaciones y obras civiles.

Por otro lado, Guzmán-Blanco es acusado de ser un caudillo y hacer política de una forma muy personal.

Reconocido miembro de la masonería, debilitó el poder de la Iglesia Católica en Venezuela, al pasar al Estado funciones que tradicionalmente eran realizadas por ésta, creando las instituciones del registro civil, la educación pública, el Panteón Nacional promovió la instauración del culto a los héroes de la guerra de independencia que se han mitificado al punto de ser una especie de religión de Estado que aún existe en Venezuela.

El 1 de agosto de 1999, luego de haberse cumplido un siglo de su fallecimiento, sus restos son llevados al Panteón Nacional.

Tuvo el sobrenombre del ilustre americano, lo que se debe a ser el primer presidente venezolano, único del siglo XIX, en dejar huellas positivas en el país, ya que todos, quizás con excepción del gobierno de José Antonio Páez, no hicieron nada por el país.

Parte de su descendencia utiliza su apellido como uno compuesto: Guzmán-Blanco.

Herramientas personales