Magia

De Metapedia

Lo que los hombres llaman "sobrenatural", es en realidad algo natural que no ha podido ser comprendido.

David Lane.

La magia (del latín: magīa, derivado a su vez del griego μαγεία mageia, cualidad de sobrenatural, probablemente del persa antiguo maguš, que contiene la raíz *magh-, "ser capaz", "tener poder", haciendo referencia a la antigua casta sacerdotal persa y a su vez del sánscrito maia, "ilusión", de la raíz may, "obrar", "mover") es, según la definición más popular, la práctica que hace uso de rituales, símbolos, acciones, gestos y lenguaje con el fin de explotar supuestas fuerzas sobrenaturales. De acuerdo a la definición de la Real Academia Española, es el arte o ciencia oculta con que se pretende producir, valiéndose de ciertos actos o palabras, o con la intervención de seres imaginables, resultados contrarios [es decir, no siempre sujetos] a las leyes naturales.[1] Una definición más exacta, como la expuesta por Aleister Crowley, es simplemente el arte de modificar la realidad conforme a la voluntad, sin medios estrictamente causales.

La magia debe distinguirse del ilusionismo que es un arte escénico que busca entretener al público con trucos que simulan habilidades mágicas.

La magia y la religión son categorías de creencias y sistemas de conocimiento utilizados dentro de las sociedades como forma de contacto con el mundo espiritual, mismas que han sido universales durante el desarrollo temprano de las comunidades humanas. Aparecen en diversos pueblos tribales desde la Australia aborigen y los maoríes de Nueva Zelanda, hasta la sabana africana y la Europa pagana. En las sociedades primitivas la magia es una manifestación primaria del deseo del hombre por ejercer control sobre la Naturaleza.

Contenido

Tipos

Magia natural: Fueron definidos como «la magia natural» todos los fenómenos naturales observables en los cuales interviniera o estuviera presente la materia aunque fueran inexplicables. Así fue considerada y desarrollada la astrología por los persas, cuyos artífices eran llamados «magos». En el siglo XVII, por ejemplo, el célebre pedagogo y físico alemán Gaspar Schott titulaba sus textos de física (que él mismo impartía a su alumnado) «magia acústica y magia óptica», en clara alusión al recuerdo del significado etimológico arcaico de la «magia natural», frase reservada en latín para aludir a la fenomenología física todavía inexplicable científicamente en su tiempo, como la luz y el sonido.

Magia no natural: En síntesis, una posible definición genérica sería la «idea de establecer un contacto de relación con cualquier tipo de entidad espiritual o mecanismo sobrenatural». Contactos de relación, tales como la invocación, evocación, adivinación, numerología o las cábalas, entre muchos otros. Otra clasificación subjetiva y arcaica establecería a las entidades y mecanismos sobrenaturales.

Se denomina "magia blanca" a aquella magia que es socialmente aceptada, pues sus procedimientos son compatibles con los valores morales de una sociedad, y a menudo se realiza con la intención de generar un beneficio a los demás, mientras que la "magia negra" es aquella que no está aceptada socialmente, pues sus procedimientos se oponen a los valores morales de una sociedad, lo que supone una transgresión moral, y su finalidad frecuentemente es sólo para la satisfacción de los deseos egoístas del practicante, sin importar el daño que pueda ocasionar.

La magia teórica es la expresión de ciertas reglas simbólicas que determinan la consecución de acontecimientos en el mundo. La magia práctica, considerada como una serie de reglas que los humanos cumplirán con objeto de conseguir sus fines.

Semejanza con disciplinas y tecnologías modernas

La palabra es el principal instrumento de la magia. La palabra es la unidad estructural de la información que condensa en sí abstracciones, ideas o conceptos propios de la realidad material para transmitirla de forma no material. La actual utilización de palabras para ejercer cambios en una persona, en ocasiones incluso sin que lo sepa, es la base de muchas psicoterapias. Asimismo, el uso de técnicas como, la hipnosis y la programación neurolingüística (PNL), los placebos y la sugestión, son herramientas de cambio conductual que en la antigüedad podían ser atribuidos a la magia, o a milagros en caso de algunas religiones. La diferencia de todas estas técnicas con la magia parece ser la simple ausencia de atribución de poderes a entidades espirituales o metafísicas, aunque existen escuelas modernas de magia no requieren de este tipo de atribuciones. Asimismo, muchas tecnologías e inventos modernos serían considerados como "magia" para las sociedades primitivas ya que pueden reemplazar algunas de las capacidades buscadas por los antiguos magos.

Referencias

Artículos relacionados


Esbozo.jpg
Este artículo es un esbozo. Si tienes material importante referente a este tema, puedes colaborar con Metapedia ampliándolo.
Herramientas personales