Guerra Irán-Irak

De Metapedia
Saltar a: navegación, buscar
El combate de trincheras fue una característica de la Guerra Irán-Irak

La guerra Irán-Irak (conocida en Irán como la Guerra Impuesta), fue un conflicto bélico surgido entre Irán e Irak, que se desarrolló entre los años 1980 y 1988, finalizando éste sin un claro vencedor. En ella, el Irak de Saddam Hussein armado por EE.UU. y apoyado por Occidente, fue repelido en su intento de ocupar territorios en disputa con Irán, gobernado por el líder chiíta Ayatolá Jomeini.

Esta guerra tuvo su origen en un antiguo litigio fronterizo entre ambas naciones y que en parte gracias a la injerencia de Occidente escaló hasta transformarse en guerra.

Orígenes

En la década de los 70s el armamento enviado por EE.UU. a su aliado el Sha de Irán rompió el equilibrio de fuerzas en la región. Aprovechando una disputa fronteriza de larga data, Irán ocupó militarmente tierras de Irak, que no estando en condiciones de defenderse tuvo que firmar los Acuerdos de Argel en 1975, cediendo parte de su territorio. Pero tras la caída del Sha, el ascenso del Ayatolá Jomeini y la Crisis de los rehenes en Irán, EE.UU. empezó a apoyar políticamente y enviar armas al régimen de Saddam Hussein en Irak, que se vio entonces en condiciones de intentar recuperar las tierras perdidas y reclamar otras.

Desarrollo

El conflicto se inició con la irrupción, el 22 de septiembre de 1980, a través de su frontera sur, de seis divisiones armadas iraquíes precedidas por un sorpresivo ataque aéreo, las que lograron inicialmente algunos moderados avances en territorio iraní. Dos años después, una contraofensiva iraní llevo la línea del frente nuevamente a las posiciones iniciales.

Desde 1982 hasta 1986, ninguno de los bandos lograron ganar cantidades significativas de terreno, incurriendo en una costosa guerra de desgaste en hombres y equipos. Esta situación llevó finalmente a realizar ataques directos contra blancos civiles en lo que se dio en llamar la Guerra de las Ciudades. Tan solo Teherán llegó a recibir el impacto de 140 misiles iraquíes. Los ataques realizados con misiles de mediano alcance procuraron sin éxito socavar la moral del pueblo. La situación escaló simultáneamente en una nueva etapa de destrucción de estratégicas instalaciones petroleras para quebrar las fuentes de recursos que respaldaban el esfuerzo bélico.

A partir de 1984, el conflicto amenazó con involucrar a otros países como beligerantes, en lo que se conoció como la Guerra de los petroleros.

El conflicto es comparado con la Primera Guerra Mundial (1914-1918) por el uso de las mismas tácticas, incluyendo el fuego de trinchera a gran escala, nidos de ametralladoras, cargas de bayoneta, uso de alambre de púas atravesando trincheras, oleadas de ataques atravesando las tierras sin invadir y el uso extensivo de armas químicas como el gas mostaza por el gobierno iraquí contra las tropas iraníes y civiles como los kurdos iraquíes. Con el tiempo el Consejo de Seguridad de las Naciones Unidas emitió que las armas químicas habían sido usadas en la guerra. Pero nunca aclaró que Irak era el único que usaba armas químicas, para decir que la comunidad internacional guardaba silencio sobre Irak por el uso de armas de destrucción masiva contra los iraníes y los kurdos y que los Estados Unidos impidieron a la ONU condenar a Irak.

En 1987, Irán acordó aceptar la resolución 598 del 20 de julio del Consejo de Seguridad de la ONU exhortando al fin de las hostilidades. Pocos meses más tarde las partes pusieron fin definitivamente al conflicto en julio de 1988.

Consecuencias

La guerra tuvo un enorme coste en cuanto a vidas perdidas, y aparte; causó un grave detrimento social a raíz de los graves daños a los aparatos económicos de ambas naciones, el cual se vio posteriormente en ambos países con cifras de paro de hasta dos dígitos -con un millón de soldados iraquíes e iraníes y civiles de ambos bandos muertos, así como dejó a muchos hombres aptos lisiados- pero se resolvería solamente ante la enorme presión internacional sin alguna clase de reparaciones ni tuvo cambios en las asignaciones fronterizas existentes antes de su inicio.