Nina Kulagina

De Metapedia
Saltar a: navegación, buscar
Nina Kulagina durante uno de sus trucos.

Ninel Sergeyevna Kulagina conocida como Nina Kulagina y Nelya Mikhailova (30 de julio de 1926, Rusia - 1990) fue una mujer rusa que alegaba tener poderes psíquicos, particularmente Telequinesis.

Biografía

En su adolescencia sirvió en el ejército soviético durante la Segunda Guerra Mundial trabajando como operadora de radio a bordo de un tanque T-34 durante el sitio a Leningrado. Resultó gravemente herida en combate por fuego de artillería. Mas tarde logra recuperarse y al final de la guerra se estableció, contrajo matrimonio y tuvo un hijo.

Durante sus últimas dos décadas de vida se habría hecho conocida por su presunta habilidad para mover objetos con la fuerza de la mente. A partir de ahí fue blanco de una larga variedad de experimentos ordenados por el gobierno comunista, que habría estado interesado en reunir información sobre sus habilidades.

Investigación académica por el gobierno soviético

Varias investigaciones científicas fueron conducidas por el gobierno soviético estudiando su caso durante los últimos 20 años de su vida. De acuerdo con éstas, se le ordenó a dos científicos ganadores del Premio Nobel que realizaran pruebas para verificar si realmente poseía esos poderes. En las pruebas Kulagina fue capaz de mover objetos inanimados en diversas condiciones. Para descartar posibles trucos, los científicos elaboraron una prueba que involucraba influir sobre animales y tejidos vivos. Se le ordenó a Kulagina que alterara el ritmo cardíaco de una rana flotando en una solución. Se reportó que fue capaz de aumentar el ritmo cardíaco y disminuirlo a pedido de los investigadores. Pero los investigadores, en el marco de la Guerra Fría, estaban interesados en buscarle otras aplicaciones prácticas a estos supuestos poderes. Así se le ordenó a Kulagina que detuviera los latidos de la rana. Se reportó que después de un intenso esfuerzo, tuvo éxito y la rana murió. El paso siguiente era experimentar directamente con humanos. Según el gobierno comunista, lograron conseguir a un voluntario para el experimento. El resultado fue el mismo que se obtuvo con la rana, pero en este caso el gobierno dice que se ordenó suspender la prueba tras constatarse severas arritmias y poco antes de causar un paro cardíaco al voluntario.

A partir de entonces la mujer fue cada vez mas reacia a ejecutar esta clase pruebas, a medida que su estado de salud empeoró. Empezó a padecer problemas cardíacos que según ella estaban relacionados con los incesantes experimentos y se negó a cooperar con las autoridades. A finales de los años 70s tuvo un ataque cardíaco y estuvo al borde de la muerte, lo cual fue corroborado por un informe del Dr. Zverev y permitió que Kulagina disminuyera la frecuencia de las pruebas a las que era sometida. Padecía de graves mareos y fuertes dolores en brazos y piernas. El gobierno aceptó los consejos médicos de reducir la frecuencia de los experimentos, pero estos se le siguieron practicando hasta su muerte. El Dr. Genady Sergeyev a las ordenes del laboratorio militar de Leningrado, condujo intensos experimentos sobre Kulagina durante años. Reportó que durante las pruebas pudo registrar la existencia de un fuerte voltaje eléctrico de una potencia inusual en el cuerpo de la mujer, así como otros extraños efectos.

Críticas

Los críticos de estos informes sostienen que dado que el gobierno soviético estaba en plena Guerra Fría, es posible que haya falsificado los informes para hacer creer a Occidente que estaba al frente de una nueva carrera por el control y uso militar de los fenómenos paranormales. Otros escépticos como James Randi critican que no se haya permitido elaborar pruebas y brindar asesoramiento, a ilusionistas y magos profesionales, con el fin de detectar un posible fraude. También se dice que muchos de los efectos logrados por Nina Kulagina moviendo objetos son posibles de lograr con diversos trucos y sin necesidad de poderes paranormales. Es por ello que las grabaciones en video no son una prueba definitiva de que Kulagina tuviera poderes psíquicos.

Fuentes

Enlaces externos