Cristóbal Colón

De Metapedia

Letra E.png
Este artículo o sección necesita ser editado ya que posee errores ortográficos, tiene partes editadas en otro idioma, o no posee un lenguaje o estilo adecuado de presentación según el proyecto de Metapedia. Puedes colaborar ayudando a corregir el artículo, editándolo.
Cristóbal Colón

Cristóbal Colón (1451 - Valladolid, España, 20 de mayo de 1506) fue un navegante y cartógrafo al servicio de la Corona de Castilla, famoso por haber realizado el denominado descubrimiento de América el 12 de octubre de 1492. Su llegada a América impulsó decisivamente la expansión mundial de Europa y la colonización por varias potencias europeas de gran parte del continente americano y de sus pobladores. Su antropónimo inspiró el nombre de al menos un país (Colombia) y dos regiones de Norteamérica: la Columbia Británica en Canadá y el Distrito de Columbia en Estados Unidos.

Contenido

Introducción

Antes de analizar quién fue realmente Colón, demos un breve repaso al concepto general que se tenia para aquella época, del cielo y de la tierra.

Según la religión católica: la Tierra era plana, estaba fija y constituía el centro del universo. Los sacerdotes católicos se apoyaban para sostener dicha idea, en una interpretación de la Biblia, donde según el Apocalipsis capitulo 7, versículo 1, nos habla de los "cuatro ángulos de la tierra". Según dicho libro, el movimiento de los astros se debía a que "El cielo se mueve como un libro o pergamino que se enrolla" Isaias capitulo 34, versículo 4 y Apocalipsis capitulo 6, versículo 14.

En cuanto a las estrellas, se creía que cada una de ellas no era más grande que una manzana o un higo, pues según el Apocalipsis llegara el día en que las estrellas del cielo caerán sobre la tierra como higos de una higuera mecida por el viento. Apocalipsis capitulo 6 versículo 3.

Un personaje oculto

Salvador de Madariaga, en su libro: "Vida del muy magnífico señor Don Cristobal Colón", expresa lo siguiente:

"Todo ha conspirado para rodear la vida de Colón de tantos misterio, como el parece haber querido. Es difícil resolver el rompecabezas que ofrecen las historiografías de Colón... Subsisten dificultades sin resolver y fosos sin franquear, entre el Colón que nos pintan los papeles genoveses y el que nos revelan las declaraciones del propio almirante."

Otro investigador histórico, Carlos Brant en su libro: "El Misterioso Almirante y su Enigmático Descubrimiento", página 23 nos dice lo siguiente:

"A cualquier quiste, sin necesidad de que descubra la América, se le conoce la fecha y lugar en que nació, en tanto que nosotros desconocemos las de todo el gran almirante de la mar océano, virrey de la india, descubridor del nuevo mundo, hombre que firmo con el rey varios contratos, sin contar sus famosos testamentos, mayorazgos y otros documentos !y que vengan a decirnos que esa fecha se perdió por indolencia o por descuido! No hay tal cosa; esta fecha se perdió así como también desaparecieron la nacionalidad original del almirante , su verdadero nombre, y el real motivo de su famosa expedición, porque tanto al rey, como a colón y a los suyos, les convenía hacer desaparecer esos datos."

En un reportaje aparecido en el diario "Ultimas Noticias" del día 16 de junio del año 1985, el conocido historiador Español Nectario María, publico que el verdadero descubridor del Nuevo Mundo fue Alonso Sanchez de Huelva. Allí nos dice que este y que fue un naufragó a quien una tempestad lanzo a las costas de la hoy América.

López de Gomara en su libro: "Historia General de las Indias", página 39, también nos habla de un piloto que decía haber estado en el Nuevo Mundo, pero que encontrándose en apuros de dinero, logró que Colón lo acogiese en su casa, de donde no salió con vida. Colón se apoderó de todas las observaciones, planos, mapas e investigaciones dejadas por el piloto en cuestión.

Fernández de Oviedo, también nos habla en su libro "El Secreto de Colón", de un Protonauta o piloto desconocido a quien Colón asesinó y robó.


Con todos estos datos aportados por estos investigadores históricos, iremos desenredando esta historia: Diremos en primer lugar que la historia oficial, o sea; la que enseñan a nuestras juventudes, dice sobre Colón lo siguiente:

  • Que nació en Génova en 1451 y que vivió allí hasta los 21 años.
  • Que originalmente Colón se llamaba Colombo.
  • Que sus padres se llamaron Domenico Colombo y Susana Fontanerosa.
  • Que estudio en la Universidad de Pavia.
  • Que fue víctima de la ingratitud y de la envidia de sus enemigos.

Empecemos por analizar si verdaderamente Colón nació en Génova:

Existe un solo documento histórico donde Colón manifiesta por escrito ser Genovés. Ese documento se llama Mayorazgo; y ahí escribió lo siguiente: "Siendo yo nacido en Génova". Ahora bien, si Colón nació y vivió en Génova hasta los 21 años como se asegura, lo probable es que Colón debía hablar Italiano o algún dialecto Genovés.

El conocido historiador Español Nectario María, en su reportaje aparecido en el diario "Ultimas Noticias", prueba por medio de una carta enviada por Colón a un Italiano llamado Micer Juan Luis, en Génova, en el año de 1504,demuestra que Colón no hablaba italiano; pues, la carta la escribió en Castellano, cuando sabía que su corresponsal no hablaba esa lengua.

Menéndez Pidal, en su libro "La Lengua de Cristóbal Colón", página 25, observa que a Colón se le encontró un libro de la "Historia Natural de Plinio", publicada en Italiano. Dicho ejemplar Colón le escribió ciertos comentarios en forma de notas en Castellano. Es curioso que a una obra escrita en Italiano no se le haga sus comentarios sino en Castellano. Esto prueba que Colón posiblemente leía el Italiano, pero no lo hablaba ni escribía.

Carlos Brant nos dice en su libro: "El Misterioso Almirante y su Enigmático Descubrimiento", página 35 que "El Castellano era el idioma madre de Colón, esto es, el idiona en que se expresaba corrientemente y con el que se entendía con sus padres, hermanos e hijos. Fuera del castellano, el almirante hablaba frecuentemente el portugués, el francés y sabía bastante latín y algo de griego y hebreo. De modo que su desconocimiento del italiano no se le puede achacar a falta de talento para aprender idionas...Sin embargo ese desconocimiento era tal, que para entenderse con los italianos, necesitaba intérpretes: Se carteaba en castellano con el sacerdote italiano Corrica y en portugués con el cosmógrafo italiano Toscanelli, quien creía que era lucitano. Trató una vez escribir algunas líneas en dialecto genovés pero cometió en pocas líneas, más errores que un niño de primeras letras".

Existen otros datos sumamente importantes que prueban que Colón no era genovés. Uno de estos es que la Corona de Castilla, exigía a todos los navegantes extranjeros que debían nacionalizarse españoles, para poder obtener el codiciado título de piloto mayor español. Navegantes de la talla de Magallanes, Bocanera, Americo Vespucio y otros cumplieron con este requisito . Sin embargo, el Rey don Fernando no exigió a Colón este importante documento para nombrarlo nada menos que Virrey y Almirante Mayor de la Mar Océano. Debemos advertir, que todos esos nombramientos se los dieron a Colón antes del descubrimiento, o sea, que no fueron recompensas sino títulos exigidos por Colón.

Este requisito de nacionalización existía desde antes que a Colón se le ocurriese irse a descubrir nuevas tierras. Este dato nos muestra que el rey Fernando sabía que Colón era español y ahí el por que no le exigió el nacionalizarse.

Otro dato lo aporta Salvador de Madariaga en su libro: "Vida del muy Magnífico señor Don Cristóbal Colón", cuando relata la batalla del cabo de san Vicente: En dicha batalla se encuentra Colón combatiendo al lado de los Franceses y en contra de los genoveses, lo que hace exclamar al mismo Madariaga: "Que Genovés es este que en vez de servir a Génova combate contra ella?".

Por último consultamos el mas antiguo de los biógrafos de Colón, su hijo don Fernando Colón, quien en su libro: "Historia del Almirante", declara haber ido a Génova para averiguar el origen y conocer la familia de su padre, sin lograr encontrar allí el mas mínimo rastro de ella. El hecho quedó comprobado posteriormente ya que después de la muerte de Colón, ningún Genovés ni Italiano se presento a reclamar su parte de herencia y los que lo hicieron resultaron ser impostores.

El apellido Colón

Analicemos ahora si es cierto que el apellido Colón, proviene del italiano Colombo.

Colón dejo escrito en su Mayorazgo, que sus antecesores habían de llamarse los "de Colón". y exigió en dicho documento lo siguiente: "Que no lo herede nadie, ni aquí ni en el otro cabo del mundo salvo que se hallase hombre de mi linaje verdadero y se llamase él y sus antecesores, de Colón". Con esta categórica declaración, de que sus antepasados debían llamarse "de Colón" queda muy mal parada la afirmación italiana de que se llamaba originalmente Colombo.

Muchos defensores de la idea del apellido Colombo, aseguran que el Mayorazgo es un documento apócrifo, y que por lo tanto no tiene validez lo del de Colón. Ahora bien, declarar falso el mayorazgo, es condenar el único documento importante que existe en que Colón manifestó ser Genovés.

Cuando mencionamos que Fernando Colón dijo haber ido a Génova y no encontró rastro alguno de la familia de su padre, fue porque Fernando iba en busca de una familia de apellido de Colón, tal como lo señalo su padre en el Mayorazgo; sin embargo, no encontró a nadie con ese apellido en Génova ni en toda Italia. A esto debemos agregar, que no existe un solo documento donde Colón hubiese firmado con el apellido Colombo, ni aun empleándolo como seudónimo. Colón casi siempre firmaba con un logogrifo que consistía en un triángulo formado con letras:

S
S A S
X M Y
X po Feren S

Poderosas razones tenia Colón para vivir ocultando su nombre constantemente, llego al extremo de responderle, de mala gana, a la ama del Príncipe don Juan a una pregunta que esta le hiciera de por que se dejaba llamar El Almirante y de por que firmaba con un logogrifo. Colón, le dijo astutamente "pónganme el nombre que quieran". Lo que evidencia que Colón, quería enredar mas los hilos que pudieran conducir a esclarecer su verdadera personalidad.

Muchos historiadores se agarraron de unos documentos encontrados en los archivos del Monasterio de San Esteban, en la vía Mulcento, Génova, que contenían los nombres de Domenico Colombo, Susana Fontanerosa y sus hijos Bartolomé, Diego y Christoforo Colombo, que vivieron en Génova en el periodo que comprende entre los años 1456 y 1460, para decir que esos eran los padres y hermanos de Colón. Desde el día de ese hallazgo ya nadie mas, dudaba que Colón era de Génova. Sin embargo, debemos recordar que Colón en su MAYORAZGO, no nos habla de ningún Colombo, sino que declara en varias oportunidades que sus antepasados habían de llamarse DE COLON; de ahí que por muy auténticos que fuesen los mencionados papeles Genoveses, estos no nos hablan sino de una familia Italiana de apellido Colombo, lo que nada tiene de particular, pues en aquella época bien pudo haber en cada ciudad de Italia muchas familias de apellido Colombo, con hijos llamados Christoforo, Bartolomé, Diego etc. Lo difícil es haber hallado allí, una familia que se llamase DE COLON, así con el prefijo DE, tal como lo indicaba Colón en su MAYORAZGO.. Además, el Diego de la citada familia Colombo, aparece en dichos documentos como nacido con fecha anterior al Diego de la familia de Colón.

De acuerdo con la mencionada declaración en el MAYORAZGO, sus hijos y hermanos, convinieron en conservar el apellido Colon, pero quitándole el prefijo DE. Todo esto DESCALIFICA por completo los citados papeles Genoveses.

Don Fernando Colon, afirmó que su padre había estudiado en la Universidad de Pavia. Pero las investigaciones llevadas a cabo en los archivos de esa Universidad, demostraron que no hubo tal estudiante allí. Sin embargo podemos preguntarnos: ¿Que Universidad de Pavia era esa, que ni siquiera le enseño al Almirante hablar ni escribir el italiano?.

Un avaro usurpador

Generalmente se ha querido presentar a Colón, como víctima de la indolencia, de la envidia y de la ingratitud humana. Colon sí fue víctima, pero de su propia avaricia, fanatismo y prejuicios de todo tipo.

Si deseamos conocer un poco la personalidad de Cristóbal Colon, debemos leer a Jacob Wasserman, quien entre otras cosas escribió en su libro: "Colón, el Quijote del océano", lo siguiente:

"Colon era practico, artero y mañoso, era sombrío como un monje; ni una chispa de alegría brillaba en sus ojos; no poseía ninguna huella de humorismo; todo en el eran suspiros, lamentos, congojas, apagamientos; incapaz de ganar y guardar. Jamás supo hacer por si mismo un cómputo, ya que carecía de adecuados conocimientos científicos. Su erudición se reducía únicamente a la historia del viejo testamento"

Esta oportuna descripción queda plenamente confirmada con los siguientes hechos: en su tercer viaje colon se ve ante las bocas del Orinoco, y no se da cuenta que se encontraba realmente ante un Continente, pues ninguna isla podría contener un río como aquel, que lanzaba sus aguas dulces muchos kilómetros mar adentro. Sigue costeando y llega a la Península de Paria , a la que le da el nombre de "Isla Santa", que luego se lo cambia por el de "Isla de Gracia"…Recorre muchos kilómetros de costa, desde el Orinoco hasta Paria y de aquí hasta la Vela de Coro, y con todo esto no se da cuenta de que se encontraba ante todo un continente. El usurpador piensa de nuevo en el enorme río, pero es solo para ocurrírsele que se trataba del Ganges. Luego se imagina que es en Paria donde debe estar situado el paraíso terrenal. Cuesta trabajo creer como fue posible que a este hombre lo llamaran el descubridor, cuando jamas supo lo que había descubierto, ya que cuando se encuentra frente a tierra firme, la bautiza con el nombre de Isla…a pesar del enorme trecho de tierra que hay entre el Orinoco y Paria.

Otros autores han señalado, que Colon se comportó siempre como un hombre egoísta y sin ningún principio de honor y no solamente fue despiadado con los indios, sino aun contra sus fieles marinos y amigos. Se recuerda su actitud cuando el descubrimiento: por decreto real, al primero de los tripulantes de sus tres carabelas que viera tierra, se le pagaría una pensión de 10.000 maravedis. Pues bien, a las 2 de la madrugada del día 12 de Octubre, Rodrigo de Triana dio la voz de "tierra". El caso es que Colon, dijo que la noche del día 11, antes de irse a cama, a eso de las 10 de la noche, le pareció haber visto en lontananza, o sea, a lo lejos, una luz que "era como una candelilla de cera que se alzaba y se levantaba". Colon se hizo pagar la pensión alegando haber sido el, el primero en ver tierra, que en todo caso no fue tierra sino luz la que vio, y la orden decía expresamente que había de ser tierra. Esta sucia acción retrata de cuerpo entero quien fue Colón.

Colon, fue cruel por muchas razones, siendo la principal el oro. El que le pusiera dificultades en sus negocios, lo fulminaba sin piedad. A Colon le podían arrancar el corazón, pero no la bolsa. Su sed de oro lo hizo cometer muchos crímenes, entre ellos el ASESINATO de su patrón y verdadero descubridor de estas tierras, así mismo cuando introdujo la costumbre de cortarles la nariz y las orejas a aquellos indios que trataban de huir, o que se mostraban renuentes a trabajar para el, o a soportar la esclavitud. Con este mismo propósito introdujo la costumbre de amaestrar perros bravos para perseguir a los indios desnudos quienes huían por no poder pagar el impuesto de oro que se les exigía.

Cierta vez, convencido Colon de que no lograría dominar por la fuerza al cacique Caonabo, le dio esta orden a su teniente Alonso de Ojeda: "Invitad al indio Caonabo, amigablemente, a que venga a nuestro campamento para hacer con el un arreglo amistoso, y tan pronto llegue, capturadlo". Ojeda cumplió la orden y el confiado indio fue a la amistosa cita donde fue hecho prisionero, muriendo poco tiempo después.

Colon lejos de ser víctima, fue victimista; lejos de ser descubridor fue un usurpador; mas que un explorador, resulto ser un explotador. Otro navegante se habría dedicado principalmente a hacer investigaciones científicas en los lugares que visitaba durante sus viajes a ultramar. Pero a Colon todo esto le parecía secundario y debido a ello murió ignorante de que había descubierto el nuevo mundo, pues su mente no parecía tenerla ocupada en la exploración, sino en la explotación. Busca solo oro por todas aquellas islas, y cuando no lo encuentra, ese cruel explotador busca indígenas que secuestra y que luego vende como esclavos, convirtiendolos así en lo que el llamaba "Oro Humano". Los ofrecía a 1500 Maravedís por "pieza", y para animar tan vergonzoso tráfico agregaba que con el producto de su trabajo cada indio, en poco tiempo, se pagaba por si mismo. "Y la paga sea de los mesmos de los primeros dineros que de ellos salieren", escribió este cruel traficante de esclavos. Nos habla con entusiasmo de un lote de 4000 indios que a poco valor valdrían 20 cuentos y 4000 quintales de Brasil. Ello demuestra que su mina de oro humano ha debido ser inagotable. Una vez necesitaba siete mujeres indígenas y ordena que le traigan "siete cabezas" como si se tratara de ganado.

En resumen, Colón se distinguió mucho por su avaricia, por su deshonor y su avaricia de bienes materiales. Lejos estuvo de poseer el desinterés y el amor al saber que distingue al verdadero erudito.

Analizadas las cinco grandes mentiras que enseñan a nuestras juventudes con respecto a Colón, estudiaremos otros datos que nos ayudarán a encontrar la verdadera historia de este hombre.

Colón, sin quererlo, aportó un dato en su Mayorazgo que es clave para descubrir el lugar de su nacimiento. Ese dato es su declaración de que sus antepasados habían de llamarse "De Colón". Como se recordara, su propio hijo don Fernando se encargó de destruir la versión de que era Genovés, al ir allí y no encontrar rastros de ese apellido; pero, investigaciones posteriores comprobaron que en un cementerio judío en Galicia, aparecen con frecuencia tumbas con el apellido "De Colón", tal como dijo el almirante que habían de llamarse sus antepasados: "Aunque haya de ir a buscarlos al otro cabo del mundo".

Muchos autores, como el Filosofo Español Joaquin Trincado, coinciden en señalar que Colón era de Galicia, específicamente de Pontevedra. Así mismo el historiador Nectáreo María aseguró que era español de origen judío, "Un pirata negrero lleno de crueldad, avaricia, egoísmo y soberbia".

Hagamos un resumen de hechos: A tierras americanas llegó Alonso Sánchez de Huelva, capitán de una embarcación de pesca, junto con otros marinos de su tripulación, entre los que se encontraba Cristóbal Colón, todos ellos llegan empujados por la fuerza de un vendaval, desde las costas de Galicia donde se hallaban en faenas de pesca. Al cabo de cierto tiempo, Alonso Sánchez decide regresar a España, utilizando la carta marina que previsoramente fue trazando durante la azarosa travesía. Colón tomó la decisión de regresar junto con su patrón, en cambio seis marinos optaron por quedarse en la isla caribeña que posteriormente se denominaría "La Española". Ya de regreso, y encontrándose en alta mar, Colón asesinó al capitán y se apropia así del documento que luego le serviría a este usurpador para orientarse en una nueva travesía y fingir ser un auténtico descubridor. Colón por su ambición de riquezas y poder, comprendió que las tierras descubiertas por su patrón, representaban una fuente inagotable de riquezas a quien dijese ser su descubridor; por ello tomó la determinación de asesinarlo para robarle los apuntes que había trazado guiándose por las estrellas en la ida y corregidas voluntariamente en la vuelta.

Consumado el robo y crimen premeditado, Colón desvía la pequeña embarcación hacia Lisboa y disfrazado finge ser italiano, haciéndose pasar por Genovés, y recurre en el año de 1484 al Rey de Portugal Juan ll , a quien trata de convencer para que financie una expedición que iría en búsqueda de ciertas tierras desconocidas, que Colón, dice haber escuchado de su existencia a ciertos pescadores. El Rey rechazó el pedido ateniéndose al informe contrario presentado por tres peritos, donde entre otras cosas le recordaban al rey, los dogmas religiosos que afirmaban que en los fondos del mar desconocidos había piedras de imán que atraían a los buques y los hacían naufragar, así como zonas de aguas hirvientes en el Ecuador que harían zozobrar a cualquier embarcación; además, los peritos advertían que las recompensas solicitadas por Colón en cualquier caso eran exageradas.

Rechazado su proyecto por la corte lusitana, Colón se vio en la necesidad de pasar a España, a finales de 1485 o comienzos de 1486. Allí con el secreto de su robo y crimen, se vio obligado por el hambre y la miseria, mas los prejuicios religiosos, a visitar el convento de santa María de la rabida, de la orden franciscana, donde confesó su robo y crimen a los frailes Juan Pérez, Antonio de Marchen y otros, quienes bajo amenaza le arrebataron las cartas de navegación levantadas por Alonso Sánchez de Huelva , asesinado por Colón.

Los frailes de este convento, ocultaron por algunos años estos documentos que consideraron peligrosos y herejes para sus doctrinas dogmáticas, pero enterados, que Colón fue a buscar apoyo a las cortes de Inglaterra y Francia y movidos por su sed de ambición y dominio, se vieron obligados a mostrárselos, en la persona del fraile Antonio de Marchen, a la reina Isabel la católica, quien con semejantes documentos comprendió el total éxito de la expedición, por lo que inmediatamente mando a llamar a Colon a la corte para discutir las condiciones del viaje. En un principio la reina no acepto las condiciones impuestas por Colon por considerarlas exageradas, pero pronto suavizo su posición al comprender que Colon era un hombre enfermizamente ambicioso, que no escatimaba medios para conseguir sus fines, hasta el punto de haber asesinado y robado para ello.

El 17 de Abril de 1492, la reina Isabel firmo las capitulaciones en santa fe, adquiriendo Colon para si y sus descendientes el titulo de Almirante de las islas y tierras firmes que descubriera: seria Virrey y Gobernador general de ellas; con facultad de proponer candidatos para los cargos que fuesen creados; recibiría el décimo de las riquezas que se encontraran; le correspondería a el y a sus sucesores entender como únicos jueces en los posibles pleitos entre Castilla y las nuevas tierras.

Como hemos podido observar, el verdadero descubridor fue el marino de Huelva asesinado por Colón y no Colón que no hizo sino retardar la conquista ocultando sus sospechosas acciones.

Artículos relacionados

Herramientas personales
Otros idiomas