Falso paganismo

De Metapedia
Saltar a: navegación, buscar
Reunión de pseudopaganos en Stonehenge. Una muestra de la ridiculización y caricaturización del paganismo hoy en día a cargo de estos sectores decadentes y de corte neo-hippie.

El falso paganismo o pseudopaganismo es un conjunto de corrientes surgidas como subproducto de la globalización, que pervierten y usurpan especialmente las distintas ramas del paganismo europeo, proclamándolas como religiones universales abiertas a todas las personas de cualquier raza u origen étnico, promoviendo además el mestizaje y el homosexualismo[1]. Es una forma de apropiación cultural.

Este conjunto engloba también a la wicca o "brujería", el movimiento neomatriarcal (eufemísticamente llamado "de la Diosa"), y otras manifestaciones sincréticas y eclécticas. Algunas aproximaciones sincréticas o eclécticas a veces están inspiradas en tradiciones históricas, pero no poseen identificación estricta con ninguna religión o cultura histórica. Los movimientos eclécticos y sincréticos combinan libremente elmentos de múltiples tradiciones religiosas dispares. Otros movimientos intentan ser reconstruccionistas pero caen en el universalismo como en el caso del falso odinismo.

Estas corrientes han sido promovidas por la masonería y el judaísmo, especialmente en el contexto del New Age, adhiriendo ideas del marxismo cultural como el hedonismo, igualitarismo, antiblanquismo, feminismo, mesticismo y el homosexualismo. Intentan imitar al paganismo antiguo, pero lo hacen únicamente en la forma y la estética, apropiándose de sus símbolos y fiestas, y en el fondo adquieren ideas muy acordes con los dogmas de la modernidad y la corrección política.

Descripción

Anteriormente a los grandes avances actuales de los estudios arqueológicos y comparativos de las religiones, la capacidad de obtener un conocimiento fidedigno sobre las religiones precristianas era muy limitada por la escasez de fuentes escritas de primera mano, y mucho de lo que se conocía provenía casi exclusivamente de fuentes cristianas y por lo tanto sesgadas a favor del cristianismo.

Para promover y glorificar la nueva fe, los apologistas cristianos tenían el mal hábito de elevarse a través de la denigración de otras creencias. Como señala Julius Evola, usualmente existía un consciente y a veces sistemático desprestigio y tergiversación de casi todas las tradiciones, doctrinas y religiones tempranas, que eran agrupadas bajo el término de "paganismo". Para este fin, los apologistas obviamente hicieron un esfuerzo premeditado por subrayar aquellos aspectos de las religiones y tradiciones pre-cristianas que carecían de un carácter normal o primordial, pero que eran claramente formas marginales o que habían caído en plena decadencia. Por ejemplo, el obispo Procopio de Cesarea (ca. 500-560) en De Bello Gothico' intentó asociar el paganismo a prácticas deshonrosas y aberrantes como forma de propaganda y difamación contra los hérulos, afirmando que éstos practicaban entre los guerreros, rituales sexuales de toda índole imaginable, como el homosexualismo, pederastia y bestialismo.

Este "paganismo" imaginario, que nunca existió, sino que fue inventado por los apologistas cristianos, desafortunadamente ha servido de punto de partida para algunos auto-nombrados círculos "neopaganos", quienes proclaman una cosmovisión tendenciosa y artificial que raramente corresponde a la realidad histórica de lo que el mundo pre-cristiano siempre fue en sus manifestaciones normales.

Otro error común, a falta de un conocimiento profundo sobre las religiones precristianas, es tomar como modelo ético o moral al cristianismo y su moral de esclavos. Por ejemplo, el universalismo, que es propiamente un fenómeno cristiano y completamente ajeno al paganismo, es adoptado por estas corrientes, perpetuando con ello un "cristianismo moral y cultural". Por ello, los cristianos suelen atacar sin miramientos a todo paganismo moderno en base a las claras inconsistencias que presentan este tipo de movimientos degenerados y distorsionados. El escritor Kerry Bolton explica así el cristianismo cultural que se encuentra en movimientos pseudopaganos:

El dualismo moral judeo-cristiano está ahora tan profundamente enraizado en la psique europea que incluso los paganos que piensan que están fuera del contexto cristiano están tan dualizados como cualquier cristiano. Estos “neo-paganos” han hecho internacionalistas y pacifistas a los dioses tribales de la guerra. Donde los atributos guerreros no pueden ser ignorados, han sido transformados en "el camino del guerrero pacífico". Tyr, Thor y Odín han sido castrados. Los neo-paganos simplemente han hecho de los Antiguos Dioses, reflejos de sus propias mitades dualizadas. Han reprimido como “malignos” los aspectos oscuros. Estos neo-paganos son peores que inútiles; son otro aspecto de la dualidad que está impulsando al pueblo europeo a la autodestrucción.
Kerry Bolton, Dualismo y los ciclos del tiempo

Una de las más influyentes manifestaciones de este tipo de "paganismo" es la wicca, el cual es un movimiento ecléctico y sincrético con influencias de la Nueva Era, creado por el autor y ocultista y masón inglés Gerald Gardner durante los años cincuenta del siglo XX. En sus libros, Gardner aseguraba haber sido iniciado en un conventículo secreto por brujas británicas, que mantenían el culto heredado de la antigua religión tras siglos de persecución por parte de algunas religiones cristianas, especialmente la Iglesia Católica Romana.

Contradicciones fundamentales

Las contradicciones fundamentales en las interpretaciones universalistas surgen al contraponer el caracter de ancestralidad del odinismo por un lado y el origen del universalismo por otro.

Ancestralidad

Afiche contra el falso odinismo que en inglés dice: "No, no puedes convertirte en uno de nosotros. La Sangre no es un club".

La primera contradicción fundamental reside en el hecho de que para el odinismo, así como para todas las religiones étnicas, uno de los aspectos más importantes es honrar a los ancestros, las raíces y al propio pueblo. Si las raíces de una persona no están en Europa, ¿cómo podría siquiera denominarse seguidor de una religión nativa europea?

En este sentido, el reconocido godi Stephen A. McNallen declaró que:

Yo nunca dije que los no-europeos no puedan practicar el odinismo... Simplemente me pregunto, por qué un no-europeo querría seguir una religión nativa europea en lugar de las enteramente válidas y dignas religiones nativas de sus propios ancestros. Me pregunto lo que sus propios ancestros deben sentir al ser menospreciados así.

Por ello ha sido acusado de "racismo" por parte de asociaciones antiblancas multiculturalistas que representan este falso paganismo tales como "Heathens United Against Racism" y "Heathens Against Hate".

La palabra usada generalmente por los odinistas de habla inglesa, heathen ("pagano"), etimológicamente apoya la naturaleza étnica de este conjunto de expresiones religiosas ya que proviene del inglés antiguo hæþen, y éste del griego antiguo ἔθνος (éthnos) que significa: "tribu", "familia", "nación" y es raíz de 'etnia'. Otro tanto puede decirse de los términos 'pagano' y 'gentil' (del latín gentilis: 'clan', 'familia', 'tribu'; en griego, ἐθνικός ethnikos: 'raza', 'nación' o 'pueblo').

La experiencia espiritual de los antepasados ​​paganos europeos estaba natural e intrínsecamente vinculada a su cualidad racial como organismos biológicos. Siendo la expresión natural de la experiencia espiritual propia de un pueblo o raza, su religión o cosmovisión espiritual es parte inseparable de ese pueblo o raza. De este modo, los paganos 'folkish' poseen justificadamente los derechos de herencia de sangre para reclamar el paganismo como su herencia racial.

Los promotores del falso paganismo intentan justificar esta irrefutable contradicción de diversas maneras, incluyendo teorías extravagantes que distorsionan o sacan de contexto la tesis del Homo religiosus de Mircea Eliade, así como las investigaciones de la neurociencia en las experiencias espirituales, aduciendo que la bioquímica cerebral determinaría "la elección de una religión en un individuo" y que explicaría "por qué unos sienten más afinidad a ciertos símbolos, ideas y prácticas que otros"...[2] De esta manera, alegan que, ante las tradiciones de sus propios ancestros, sus cerebros "no crean la conexión bioquímica necesaria para llenar nuestra cosmovisión espiritual" y que, por lo tanto, "no nos sirven como religión a seguir". En realidad, la neurociencia lo que muestra es una correlación entre una serie de efectos neuronales con las experiencias religiosas lo que lleva a proponer la existencia de una base neurológica y evolutiva para la espiritualidad en general, pero de ninguna manera es la explicación para la elección personal de una religión.

En contraste, en realidad existen más bases teóricas, como la teoría de los arquetipos de Carl G. Jung, para proponer que el individuo está genética e instintivamente más predispuesto a sentirse en consonancia con aquellos procesos simbólicos y expresiones espirituales heredados que le son propios a su pueblo, y cuando esto no ocurre deviene en alteraciones de la psique[3]. Ello implica asumir las verdaderas raíces, aceptar sus orígenes y ser honesto ante uno mismo sin nada de qué avergonzarse, así como entender de dónde se viene y a dónde se dirige, y por ende, a ser más completo como persona, en lugar de actuar, bajo las directrices de la globalización, como si se tratase de un "mercado de religiones", eligiendo la que más conviene en el momento.

Universalismo

La segunda contradicción fundamental consiste en que el universalismo tiene origen y desarrollo en la teología judeocristiana bajo la idea de que "todos los hombres son hijos de un solo Dios universal", por lo que transferir esta idea a las religiones nativas, y así, "universalizándolas", resulta en una corrupción y deformación de su sentido original tribal y se desvía hacia una visión más semejante a la cristiana que a la pagana.

Es un grave error hacer tal equivalencia entre el cristianismo y el paganismo siendo concepciones espirituales radicalmente distintas. La misma palabra "católico", del griego καθολικός, katholikós, "universal" es un adjetivo usado para definir a las mayores iglesias cristianas: la Iglesia católica y la Iglesia ortodoxa.

Universalismo. La opinión de que la religión no tiene conexión necesaria con un pueblo específico es algo -relativamente- muy nuevo en el mundo. Ejemplos destacados son el cristianismo, el islam y el budismo. Tomar una religión nativa e intentar hacerla encajar dentro de un paradigma universalista, esencialmente monoteísta, es una idea moderna y equivocada.

En la carta encíclica Mit brennender Sorge el papa Pío XI escribe reivindicando el universalismo religioso en contra de las religiones étnicas, refiriéndose al intento del Tercer Reich por levantar una espiritualidad auténticamente germánica:

Solamente espíritus superficiales pueden caer en el error de hablar de un Dios nacional, de una religión nacional, y emprender la loca tarea de aprisionar en los límites de un pueblo solo, en la estrechez étnica de una sola raza, a Dios, creador del mundo, rey y legislador de los pueblos, ante cuya grandeza las naciones son como gotas de agua en el caldero.
Pío XI, Mit brennender Sorge, 1937.

Por lo tanto, el falso paganismo en general, y el falso odinismo en particular, sólo es una extrapolación de valores cristianos a una religión étnica hecha con el único fin de que individuos de distinto origen étnico puedan ser partícipes de ella.

El falso paganismo intenta justificar el universalismo por medio del relato mitológico de la creación, en el que los dioses crean el universo, y por tanto, todo lo que existe. Sin embargo, prácticamente todos los teísmos hablan de la creación de todo por una fuerza divina, según la mitología azteca, los dioses aztecas crearon el universo, según las mitologías africanas, fueron los dioses africanos, según la japonesa, los dioses japoneses, y así sucesivamente. Lo que significa esto es ni más ni menos que cada pueblo en la historia posee una interpretación propia y única de los sucesos cosmogónicos. Cada pueblo ha evolucionado de forma distinta y separada, y cada tradición posee de una forma de ver el mundo inseparable de su realidad genética. En otras palabras, cada tradición es inherente al pueblo que le corresponde y no puede ser en ningún caso exportada ni transferida sin sufrir así una drástica adulteración, ya que cada individuo percibe el mundo de acuerdo a su naturaleza, y la genética es parte integral de la naturaleza humana.

Otro intento de justificar el universalismo arguye que "las únicas religiones que excluyeron a otras personas fueron las monoteístas", ya que éstas a menudo evitan que sus miembros se relacionen con personas de otra fe. Sin embargo, el cristianismo y el islam nunca excluyeron a nadie por cuestiones étnicas, sino todo lo contrario: siempre han aceptado en su seno a cualquier persona con tal de que profese su fe. En el caso del judaísmo si bien existe también un fundamento étnico que tiene que ver más con la naturaleza de las religiones étnicas que con el monoteísmo, también hay en él personas de todas las razas. La exclusión de personas en el monoteísmo ha sido siempre estrictamente religiosa. Los miembros de los antiguos pueblos paganos no se excluían entre sí por razones religiosas, los helenos por ejemplo, tenían una miríada de creencias y filosofías no necesariamente compatibles entre sí, pero todos tenían en común en que se identificaban como helenos (Ἕλαδε) y como miembros de una misma familia que compartía un linaje. Del mismo modo, ningún antiguo germano se identificaba a sí mismo por sus creencias a fin de excluir a otros por creencias distintas, de hecho, el concepto de "religión" no existía como tal hoy se entiende, siendo ésta más bien una parte integral de las costumbres étnicas y no algo visto por separado. Por lo tanto, otro error que se comete al intentar identificarse como "odinistas" es percibir a la religión nativa como un elemento que puede separarse de la etnia, cosa que sólo ocurrió con el auge de las religiones universales monoteístas y la conversión. Aunque los germanos no usaban el término "germanos" para llamarse a sí mismos, eran seguidores de la religión germánica precisamente por ser, en primer lugar, germanos, y si los antiguos germanos daban importancia a la sangre, ello se debía más por estar naturalmente cohesionados por el linaje y la supervivencia de grupo, que por su "teología". La identidad implicaba así un sentimiento inconsciente total e integral, sin distinción entre cultura, creencias religiosas y linaje.

Falso odinismo

Esteban Sevilla, de Costa Rica, uno de los principales promotores del falso odinismo a nivel latinoamericano. "El folkish da mala imagen al odinismo".

El falso odinismo, pseudo-odinismo u odinismo universalista es una corrupción de la religión germánica surgida sólo por moda o tendencia, desprecia el sentido de la ancestralidad, la herencia y la sangre, lo cual es una percepción incompatible con las raíces del odinismo, distorsionando su esencia como religión nativa europea y rama de las religiones indoeuropeas. Uno de sus mayores representantes internacionalmente es la organización "The Troth".

Si bien podría utilizarse la "libertad religiosa" como argumento de justificación, con lo cual "se les dejaría en paz viviendo en su error" o que "es su problema si desprecian a sus propios ancestros", el mayor problema es que esta tendencia se caracteriza especialmente por atacar y difamar constantemente a quienes perciben el odinismo como una religión europea nativa para los europeos (folkish), a quienes desean formar conciencia étnica-espiritual de sus congéneres y especialmente a quienes ejercen su derecho de no aceptar en su comunidad a personas de distinto origen racial, alegando que el folkish "da mal nombre y mala imagen al odinismo".

En ocasiones, aunque no siempre, las formas religiosas en esta tendencia permiten la mezcla con tradiciones dispares como la cábala y tradiciones esotéricas de otros pueblos.

El nacionalista blanco David Lane, quien se oponía al mundialismo asumido con el paso del tiempo por estas tendencias del paganismo, defendía así su opinión de que la religión germánica debería denominarse 'wotanismo' en lugar de 'odinismo':

Prefiero el nombre de Wotanismo sobre Odinismo. Primero porque W.O.T.A.N constituye un acrónimo perfecto para "Will Of The Aryan Nation" (La Voluntad de la Nación Aria). En segundo lugar porque Odín sólo recibe ese nombre en Escandinavia y Wotan en el resto del continente europeo, así que es más apropiado para la memoria de nuestros ancestros. Y por último porque es necesario escindirse de esos niñatos, embusteros y universalistas que usurparon el nombre de Odín.
David Lane.

Sin embargo, pese a la declaración de Lane, muchos paganos problancos desean reivindicar el término "odinismo" secuestrado por este tipo de gente.

De acuerdo con la Hermandad Odinista Sangre y Herencia, el fenómeno del falso odinismo responde a una simple moda pasajera, ya que "no vemos el mismo nivel de proliferación de otras copias e imitaciones de ramas espirituales tales como la religión romana, la griega o la eslava", sino que esto ocurre generalmente con el paganismo germano y también el celta (druidismo).

"Kindred Irminsul" de Costa Rica

Esta agrupación pseudo-odinista y antiblanca liderada por Esteban Sevilla, (quien se hace llamar "Gothi Arminius") líder también de la "Hermandad Ásatru de Latinoamerica", es uno de los principales promotores del falso odinismo a nivel latinoamericano. El grupo se autodefine como "tribalista". Afirma que "Tras la formación del Kindred, varios grupos de paganismo nórdico empezaron a surgir, con quienes se intentaron de formar varias alianzas que resultaron poco satisfactorias debido a actitudes ultraconservadoras y poco progresistas de parte de otros grupos, llevando así a constantes separaciones y discusiones."

Sevilla rechaza la convención neopagana (no histórica y hasta cierto punto "reconstruida") de las "nueve nobles virtudes", calificándola de "nueve invenciones neonazis". Sevilla acierta en decir que "Las nueve nobles no son algo tradicional, no son un código moral seguido ancestralmente", así como en instar a no extrapolar valores cristianos al odinismo: "Es algo común que a la hora de pasar de una religión "revelada" a una religión pagana busquemos como estructurar nuestra nueva fe de una manera parecida; sin embargo es incorrecto tratar de encajar algo donde no va".[1]

Sin embargo, a esto cabe preguntarle: ¿Era el pensamiento universalista algo seguido ancestralmente por ellas? ¿Eran el mestizaje, el caos étnico, la heterogeneidad racial o la falta de identidad étnica, algo histórico y tradicional en las sociedades germánicas? ¿Es incorrecto tratar de encajar un pensamiento filosófico de origen cristiano donde no va, con la única excepción conveniente del universalismo? Haciendo una comparación, las no históricas "nueve nobles virtudes" resultan incluso mucho más congruentes con el odinismo que el igualmente no histórico universalismo.

Sevilla también intenta deslegitimar al reconocido líder odinista Stephen McNallen, a su prolífica obra y su organización Asatru Folk Assembly, calificándolos de "racistas", puesto que no se ajustan a sus concepciones universalistas.

La tesis filosófica de McNallen denominada "Metagenética", es calificada por Sevilla como "pseudociencia racista", porque según él no es comprobable[2], a pesar de que McNallen no intenta elevar su tesis a categoría científica. Asimismo, utiliza la falacia de autoridad diciendo que McNallen "no es ni un científico genético o un psicólogo. Esto, en sí mismo, es una advertencia de que el tema en sí probablemente suprime evidencias o recolecta únicamente lo que le conviene."

Sin embargo, lo mismo podría decirse de Sevilla, quien no es un historiador como para que haga afirmaciones tan poco documentadas en el tema del nacionalsocialismo y religión y quien sí suprime evidencias y recolecta únicamente lo que le conviene.[3]

"Allthing Ásatrú México"

"Allthing Ásatrú México" es el nombre de un grupo antiblanco y mesticista, liderado por Bryan Salazar Arellano, que dedica sus esfuerzos a promover y hacer apología del falso odinismo en México, así como a atacar a cualquier individuo u organización que perciba a las tradiciones étnicas europeas como propias de los europeos y eurodescendientes.

Activismo político

La agrupación pseudo-odinista afirma no tener "ninguna afiliación política" (intentando asociar la "política" únicamente con "racismo", "supremacismo", "xenofobia" o "discriminación"), sin embargo no escatima en obsesivas publicaciones y declaraciones de "denuncia" en contra de individuos o agrupaciones a los que ellos consideran "racistas" o "supremacistas", en favor de la corrección política y el marxismo cultural utilizando el típico discurso progre.

En base a sus propias declaraciones, su discurso político está alineado con las organizaciones antiblancas izquierdistas de Heathens Against Hate y Heathens United Against Racism de Estados Unidos. Está aliado a su vez con otros grupos del mismo tenor, de nombres "Hermandad Odinista del Sagrado Fuego" de Isaac Vázquez (Tampico, Tamaulipas), así como el "Kindred Irminsul" de Costa Rica de Esteban Sevilla.

Allthing Ásatrú México (...) es una organización donde no hay espacio para las ideas políticas (...) no tenemos, ni seguimos vertiente política alguna.
Allthing Ásatrú México

Su estrategia principal es intentar deslegitimar a quienes defienden el odinismo como una espiritualidad europea nativa o religión étnica europea, alegando que quienes hacen eso "mezclan el odinismo con política y nazismo" y que "tergiversan la tradición":

El Allthing Ásatrú México, hace de su conocimiento que no apoya ni apoyará agrupaciones ni personas que mezclen sus ideologías políticas o racistas y supremacistas, esto acordado bajo estatuto fundacional y reafirmandose en sesión regular y emergente (?), analizando y acordando con votos por Unanimidad a sumarnos a la Denuncia que se realiza en contra de Cristopher Igor Castellanos Godoy quien ha sido denunciado por el Góðar de esta Institución, existiendo pruebas y todo lo necesario para dar seguimiento a esta situación, que quede claro que habrá cero tolerancia ante gente que como este individuo se dediquen a tergiversar la Tradición Nórdica /Germánica. "Al Servicio y en Defensa de la Tradición"
Allthing Ásatrú México

En unas líneas y una imagen atacando la obra del verdadero odinista Ron McVan, Creed of Iron, Wotansvolk Wisdom, enunciando que no es "paganismo" sino "odio", y entre otros malabares retóricos pretenden deslindarse del término "wotanismo" (siendo Wotan simplemente el nombre que los germanos continentales le daban a Odín):

Algo que tiene el Ásatrú y el Odinismo en común, es que ninguno de los anteriores es Wotanismo, lamentablemente muchas veces las vertientes de la Tradición Nórdica o el Heathenry se ven manchado por Supremacistas y algunas otras lineas Racistas. Wotansvolks, no es Ásatrú ni Odinismo, Wotansvolks es Nacional Socialismo y Esoterismo disfrazado de Heathenry, pues dentro de sus practicas y lineas de estudio se integra y promueve las enseñanzas de David Lane o de Miguel Serrano, incluyendo en esto las actuales practicas de Gnosis denominada como Hiperbórea creada y adoctrinada por Nimrod del Rosario. No nos dejemos sorprender por agrupaciones que tratan de reunir adeptos utilizando los Símbolos Sagrados o el nombre de los Dioses en cualquiera de sus variantes según la región lingüística, Woden, Wotan, Oðinn, Odin, Wodanaz.
Allthing Ásatrú México.

En otras líneas publicadas por su página, no tienen reparos en atacar organizaciones europeas bien consolidadas como la Comunidad Odinista Ásatrú (de España), acusándolos de "monopolizar" las tradiciones, mientras ellos mismos se escudan en el uso de repetitiva retórica política "antirracista" (antiblanca).

Refiriéndose a todo este circo surrealista un portavoz de la Hermandad Odinista Sangre y Herencia declara:

Las agrupaciones pseudo-odinistas y pseudo-paganas que comienzan a surgir en México y otros países latinoamericanos traídas por las corrientes de la globalización intentan imitar una pureza y autenticidad que nunca tendrán. No por geografía, sino por etnografía. En su ingenuidad y encerrados en su propia burbuja de ilusión, constantemente denuncian y vetan de sus propios círculos nacidos por generación espontánea, de lo que ellos consideran "auténtico" y "legítimo", a aquellos que, sin la intención de unírseles, con gran razón alzan la voz de indignación ante el descarado plagio de símbolos, tradiciones y textos que son evidente patrimonio de una realidad étnica. Se trata de simple moda pasajera, ya que no vemos el mismo nivel de proliferación de otras copias e imitaciones de ramas espirituales tales como la religión romana, la griega o la eslava. Es simplemente un capricho infantil incentivado por las ideologías de masas que les invitan y permiten decir "yo también quiero jugar a eso"... "si no me dejan, los llamaré 'racistas'".

Miembros

La agrupación está liderada por Bryan Salazar Arellano quien en ocasiones se hace llamar "Hildúlfr Streissen Luciansson" o "Hildúlfr Fröst Úlfey", autoproclamado "godi", y "Vanessa Montini", de quien se ignora su nombre real.

Entre los grupúsculos pseudopaganos afiliados al "Allthing Ásatrú México" y autodenominados "clanes" y "kindreds" se encuentran:

Referencias

Enlaces externos

Sitios de crítica:

Artículos relacionados